Biografia del expresidente Alan García

Alan Gabriel Ludwig García Pérez (Lima; 23 de mayo de 1949- Ibídem, 17 de abril de 2019) fue un abogado, orador y político peruano. Fue el presidente del Perú en dos mandatos no consecutivos: de 1985 a 1990 y de 2006 a 2011.

En su vida política, ha sido además diputado constituyente (1978-79), diputado (1980-85), y senador vitalicio (1990-92).

Como miembro del Partido Aprista, fue instruido por el fundador Víctor Raúl Haya de la Torre, siendo uno de sus pupilos predilectos; ha ocupado diversos cargos partidarios y es en la actualidad el presidente de Alianza Popular Revolucionaria Americana.

Desde sus inicios se caracterizó por su destacado verbo y oratoria.

Llegó a la presidencia en las elecciones generales de 1985, en donde ganó en primera vuelta.

Esta primera gestión de gobierno se caracterizó por la peor crisis económica en la historia del país con una insólita hiperinflación, un recrudecimiento de los embates del terrorismo liderado por Sendero Luminoso, y por diversos actos de corrupción que involucraban a gente del régimen que repercutió en un gran descontento social.

A la caída del régimen fujimorista, García retornó al país para postular en 2001; sin embargo, fue vencido por Alejandro Toledo, durante cuyo gobierno (2001-2006) fue el líder de la oposición.

Triunfó en las elecciones de 2006 al derrotar a Ollanta Humala (UPP) en segunda vuelta. Su segundo gobierno se caracterizó por la continuación de proyectos económicos y la reestructuración de las relaciones diplomáticas; sin embargo, también fue acusado de actos de corrupción.

El 17 de abril de 2019, García se suicidó disparándose en la cabeza cuando los oficiales de policía se preparaban para detenerlo preliminarmente por asuntos relacionados con el caso Odebrecht.3​ Fue trasladado al hospital Casimiro Ulloa del distrito de Miraflores en un estado muy grave; tuvo tres paros cardiorrespiratorios mientras estaba siendo operado y minutos después falleció.

Biografía

Alan García Pérez nació el 23 de mayo de 1949 en la ciudad de Lima, en el seno de una familia de clase media, estrechamente ligada al APRA. Cursó sus estudios en el Colegio Nacional José María Eguren del distrito limeño de Barranco.

García murió este miércoles 17 de Abril del 2019, tras propinarse un disparo en la cabeza, cuando iba a ser investigado por los escándalos del caso Odebreth.

Mientras que su madre Nytha Pérez Rojas fue fundadora del APRA en Camaná, su padre, Carlos García Ronceros, fue secretario de organización de dicho partido durante el gobierno del general de división Manuel A. Odría, durante el cual se había declarado la ilegalidad del APRA. Fue arrestado durante el gobierno de éste y por ese motivo, no conoció a su hijo sino hasta pasados cinco años.

En la etapa del colegio, Alan García descubre el poder que tenían las palabras, objeto que le valió varios premios escolares en oratoria y un destacado “verbo” que le sería útil al iniciarse como militante aprista. Siendo aún muy joven, García se une a la Federación Aprista Juvenil, recibiendo su carné de militante a los diecisiete años.

Realizó sus estudios de pregrado en la Pontificia Universidad Católica del Perú y luego en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, recibiendo su título en leyes de esta última en 1971.6​

En 1972 se mudó a Europa y asistió a la Universidad Complutense de Madrid donde realizó cursos de doctorado en derecho de 1972 a 1974, y a la Universidad de París donde realizó cursos doctorales en sociología de 1974 a 1977; no obstante, nunca llegó a obtener el grado respectivo,7​ situación que sólo fue de dominio público cuando la prensa investigó el tema.8​

Se casó en 1973 con Carla Francisca Buscaglia Castellano, con quien tuvo una hija en 1975: Carla García, divorciándose la pareja el año 1980. En 1977 tuvo una segunda hija con la ciudadana argentina Pilar Nores, con quien contraería matrimonio en 1983, hasta su separación el año 2008.

En el 2006 tuvo un sexto hijo con su actual pareja, la economista Elizabeth Roxanne Cheesman Rajkovic.

Después de vivir varios años en París, García fue llamado por el fundador y entonces líder del APRA, Víctor Raúl Haya de la Torre, para regresar a la vida política peruana en 1978, después de que la administración de Francisco Morales Bermúdez presida el regreso al gobierno civil y permita la reorganización de otros partidos políticos.

Llegaría al gobierno años después, siendo reconocido este periodo, en materia económica, como uno de los más difíciles en la historia del país, debido a la hiperinflación.

Al terminar su mandato permanece en el país hasta 1992, año del autogolpe de Alberto Fujimori, luego de lo cual se asila en Colombia, posteriormente se dirige a París y años después sería elegido nuevamente presidente del Perú.

Fallecimiento

El 17 de abril de 2019 a las 6:00 a.m. (hora peruana) García se provocó una herida por arma de fuego en la zona derecha de la cabeza, momentos después de que miembros de la policía nacional ingresarán a su vivienda con la orden de detención preliminar contra el ex presidente por casos de corrupción.9

Una vez alertado del hecho, la policía lo trasladó al hospital Casimiro Ulloa en donde se le dio pronóstico reservado.10​ Finalmente fallece unas horas después.11​

Militancia aprista

Desde pequeño, Alan Gabriel frecuentaba la “Casa del Pueblo” (sede principal del Partido Aprista), donde recibía tratos con el líder fundador del APRA, Víctor Raúl Haya de la Torre. Alan tomaba a Víctor Raúl como alguien más que un líder: como un padre; en una entrevista el comentó lo siguiente sobre Haya de la Torre:

“Estaba en un campamento juvenil del partido a orillas del río Rímac. No me separaba ni cinco metros de este semidiós y me sentía como en la Capilla Sixtina. Era imponente, un vasco antiguo, blanco y con barba, con una enorme cabeza que para mí sólo podía ser sinónimo de una maciza inteligencia”.12​

Alan García Pérez

Junto a Alberto Borea Odría, Luis Alva Castro y otros adolescentes, Alan fue discípulo directo de Haya de la Torre. Por consejo del “patriarca del APRA” no postuló a la Universidad Federico Villarreal (ligada al APRA) sino a la Universidad Católica, con el fin de contrarrestar el dominio sobre ésta de los socialcristianos y de la centroizquierda. Posteriormente se trasladaría a la Universidad San Marcos, donde se graduó en leyes.

Congresista constituyente y diputado

En 1978, el presidente de la República del Perú, Francisco Morales Bermúdez convocó a la Asamblea Constituyente de 1978, para promulgar una nueva carta magna.

El Partido Aprista participó de dicho proceso electoral, encabezando la lista Víctor Raúl Haya de la Torre. Junto con Haya de la Torre, fueron electas diversas personalidades apristas, incluidos el propio García Pérez.

Así, García se convierte en Congresista constituyente, siendo junto con Xavier Barrón (PPC) el más joven de dicho ente.

García Pérez acompañó a su maestro Haya de la Torre, siendo su principal consejero.

Él, junto con los otros miembros apristas vieron como la salud de Haya se deterioraba poco a poco. Terminada la Asamblea, García Pérez ya se había hecho conocido por sus dotes de oratoria y de convencimiento de las masas.

En 1980 fue elegido diputado por el Departamento de Lima, dos años después logra ser elegido secretario general del APRA candidato presidencial después, del APRA.

Desde la cámara de diputados formó parte de la oposición al gobierno de Fernando Belaúnde.

Elecciones generales de 1985

Campaña electoral

Fue elegido como candidato del APRA el 12 de febrero de 1984, luego de una elección por voto directo y secreto de las bases del partido, mecanismo democrático que por primera vez se aplicaba en un partido peruano.

Sus discursos se centraron en la reivindicación del pueblo trabajador, llamando a la superación de los problemas de la nación; haciendo un llamado a la derecha y a la izquierda.

En la encuesta de diciembre de 1984 de Apoyo S.A., García tenía un 47,4% de preferencias electorales, mientras que Alfonso Barrantes tenía 21,30%.

Plancha presidencial

Su plancha presidencial para las elecciones generales de 1985 estuvo conformada por:

Plancha Presidencial del APRA para las Elecciones Generales 1985

Candidatos

a la Presidencia            a la 1.ª Vicepresidencia  a la 2.ª Vicepresidencia

Alan García Pérez        Luis Alberto Sánchez     Luis Alva Castro

Primera vuelta

En las elecciones del 14 de abril de 1985, Alan García se presentó como candidato presidencial del APRA. Los resultados de la primera vuelta arrojaron que superó la valla del 50% contabilizando los votos válidos, pero la Constitución requería que también se superara el 50% del total de votos emitidos, por lo cual correspondía realizarse una segunda vuelta entre el candidato aprista y el candidato por IU, Alfonso Barrantes Lingán.

Resultados de la primera vuelta: (votos válidos)

Partido Aprista Peruano: 3 452 111 (53%)

Izquierda Unida: 1 605 139 (25%)

PPC – MBH: 773 313 (12%)

Otros: 670 247 (10%)

Segunda vuelta

Si bien la Constitución señalaba que para ser presidente se debía obtener el 50% más uno del total de votos emitidos (por lo cual correspondía una segunda vuelta), en la práctica, los resultados oficiales de la primera vuelta señalaban que la suma de los votos de todos sus adversarios no alcanzaban a igualar la cantidad de votos que había obtenido el candidato del APRA.

La renuncia del candidato que quedó en segundo lugar, Alfonso Barrantes Lingán, a participar en la segunda vuelta electoral hizo que García sea declarado ganador.

Alan García, tenía entonces tan solo 35 años y se convirtió en el primer presidente aprista desde la fundación de su partido.

Presidencia de la República (1985-1990)

García asumió el gobierno en 1985, luego de ganar las elecciones generales de 1985 con un gran apoyo por parte del pueblo debido a su juventud, radicalismo y discurso anti-imperialista, muy de moda en aquel entonces.

Por tales razones, en sus primeros meses de gobernante concurrió a conferencias internacionales como la Asamblea General de las Naciones Unidas y la FAO, en las cuales expuso su tesis de la deuda externa a favor de los países pobres, con lo cual fue inicialmente reconocido por parte de los jefes de estado asistentes relacionados a dichos regímenes, así como por un sector de la prensa extranjera.

Los primeros años del gobierno de García fueron conocidos por aparentar vitalidad y autoridad similares a los de su mentor, pero como presidente del Perú. García acostumbraba a dar balconazos (discursos en los balcones de palacio), mostrando sus dotes de oratoria y anunciando medidas de su gobierno; éste era escuchado y aplaudido masivamente.

La aprobación inicial de García en septiembre de 1985 fue de 96,4%,13​ pero luego de los malos manejos económicos alcanzó su más bajo nivel en enero de 1989 (9%).

Gestión económica

A corto plazo, las medidas adoptadas aparentemente dieron resultados positivos en los primeros meses de gestión. Aumentando los salarios, reduciendo las tasas de interés bancario, devaluando la moneda y controlando el tipo de cambio, en septiembre de 1985, la tasa de inflación bajó a 3,5 % (comparada con el 12,5 % en abril del mismo año).

Hacia el segundo trimestre de 1986, la economía dio señales de una supuesta recuperación. Los sectores que dependían de la demanda interna (manufactura, construcción, agricultura) crecieron a razón de subsidios, no así los sectores dedicados a la exportación primaria (minería, pesca).

En consecuencia, a fines de 1986, la economía creció 10 %. Fue el mayor crecimiento desde los años 50, con ello García parecía disfrutar entonces de una popularidad récord en América Latina.

Sin embargo, cuando la capacidad del gasto público se agotó, comenzaron las dificultades económicas.

La política económica de García se caracterizó por presentar, en su política cambiaría, dos tipos de cambio, uno oficial llamado dólar Mercado Único de Cambios (dólar MUC) y otro que existía en el mercado negro, denominado mercado paralelo.

Y en su política monetaria, ejecutó excesivas emisiones inorgánicas de moneda nacional. Igualmente se rechazaron los consejos del Fondo Monetario Internacional y se limitó el pago de la deuda externa al 10% de los ingresos que por concepto de exportaciones obtenía el país. Esta decisión causó el retraso en el pago de la deuda externa y que el país fuera declarado, en un principio, como valor deteriorado y luego como inelegible por el FMI en 1986.

El punto de ruptura de su gobierno fue la intención de estatizar la banca privada como una supuesta forma de controlar la inflación que, al 28 de julio de 1987, ya resultaba incontrolable.

En efecto, los indicadores macroeconómicos señalan que el Perú, durante su mandato, llegó a sufrir una hiperinflación de 1722,3% en 1988 y 2775% en 1989.

Para inicios de 1990 estos índices alcanzaron el 854% (inflación acumulada a julio de 1990). La devaluación de la moneda fue altísima y durante su gobierno hubo que cambiar dos veces la moneda oficial (sol e inti) debido a que quedó rápidamente sin valor. Ello derivó en una gran especulación y en la escasez de productos de primera necesidad.

Terrorismo

Otro tema que sacudió el gobierno de García fue la actividad terrorista que se inició durante el anterior gobierno de Fernando Belaúnde Terry pero que alcanzó los picos más altos de violencia en los años de 1986 y 1988.

Dentro de este contexto se produjo el caso de la matanza de terroristas amotinados en los distintos centros penitenciarios de Lima el 19 de junio de 1986 (Matanza de las prisiones).

Durante el gobierno de Alan García, junto a la violencia subversiva, que costó miles de vidas, se realizaron actos de represión militar, como la de la matanza de las prisiones y la masacre de decenas de campesinos en el pueblo ayacuchano de Cayara en 1988.

Aunque inicialmente García mostró interés en frenar las violaciones a los derechos humanos, tras la matanza de los penales, permitió que continuase la violencia contrasubversiva de las fuerzas armadas y se formaron escuadrones de la muerte (Comando Rodrigo Franco), los que amedrentaron a sospechosos de terrorismo y a críticos de la política antiterrorista.

A partir de 1988 y 1989 los grupos terroristas intensificaron su ola de atentados en Lima y varias otras ciudades frente a la impotencia gubernamental.

La controversia se volvió a dar cuando a menos de veinte días de la transferencia al nuevo gobierno, Víctor Polay, “Comandante Rolando” y 47 militantes del Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA) lograron fugar del penal de “máxima seguridad” Miguel Castro Castro a través de un túnel de 330 metros construido desde fuera del penal.

La construcción no contaba con conexiones de agua ni desagüe, instalaciones de servicios de alumbrado y tampoco un respiradero que facilitaría el trabajo operativo.

Más allá del hecho mismo, la repercusión obtenida por el Movimiento Revolucionario Túpac Amaru, a nivel nacional e internacional, constituyó un duro cuestionamiento no sólo a la estrategia antisubversiva del gobierno, sino también a la capacidad operativa de las autoridades policiales y penales.

Oposición y cambio de gobierno

La oposición al gobierno creció significativamente desde el intento de estatización de la banca, una medida que fue sumamente impopular y disparó un enérgico movimiento de protesta de la derecha encabezado por el escritor Mario Vargas Llosa, este movimiento finalmente evolucionaría en la alianza política FREDEMO (que incluía al Partido Popular Cristiano, Acción Popular y al Movimiento Libertad) que postuló sin éxito en las elecciones de 1990 con Vargas Llosa como candidato presidencial.

En su último mensaje a la nación, el 28 de julio de 1990, el Congreso no le permitió hablar, interrumpiéndolo constantemente mediante carpetazos y pifias.

La inestabilidad económica y terrorismo provocaron el descontento de la población peruana que en las elecciones de 1990 eligió como presidente a Alberto Fujimori.

Carrera política tras su presidencia

Cambio de mando

En 1990 García entregó la presidencia dentro de un marco totalmente contrario al de 1985. Su popularidad se encontraba en 21%, y en la ceremonia de entrega de mando a Alberto Fujimori, después de entregar la banda presidencial al presidente del Congreso, tal como lo establece el protocolo oficial, García abandonó el hemiciclo del Congreso y no presenció el primer mensaje de su sucesor.

Luego abandonó el país, con acusaciones de corrupción y asesinatos extrajudiciales del comando Aprista Rodrigo Franco.

Senador vitalicio

El Artículo 166 de la constitución de 1979 establecía que son senadores vitalicios los expresidentes constitucionales de la República, participando de las sesiones del congreso.

García asistía al Senado e intervenía en las sesiones desde el inicio de la legislatura en 1990; sin embargo su función se vio envuelta en escándalos por las acusaciones de actos de corrupción de su gobierno.

El 18 de octubre de 1991, la cámara de senadores debatió la propuesta hecha por la cámara baja de encausar a García por presuntos delitos de enriquecimiento ilícito y contra la fe pública, supuestamente cometidos cuando desempeñó funciones públicas.

El pleno del senado resolvió suspender al expresidente Alan García en el ejercicio de sus funciones como senador vitalicio y someterlo a juicio por presunto enriquecimiento ilícito durante su mandato presidencial con 38 votos a favor y 17 en contra.

El 24 de noviembre, el fiscal de la nación acusó ante la Corte Suprema de Justicia a García Pérez por enriquecimiento indebido a costa de los presupuestos del Estado; sin embargo, en diciembre del mismo año el vocal del caso manifestó que no había encontrado “pruebas suficientes” para sustentar la acusación contra García; tras ello la Corte Suprema declaró como improcedente juzgar al expresidente.16​

Culminado el proceso de investigación judicial, la Mesa Directiva de la Cámara de Senadores devolvió el fuero parlamentario García mediante resolución del 20 de marzo de 1992.

De este modo, el expresidente recuperó su inmunidad parlamentaria y, con ella, todos los derechos reconocidos por la Constitución y las leyes peruanas a los Senadores Vitalicios.

Autogolpe y exilio en Colombia

El 5 de abril de 1992, Alberto Fujimori dio el autogolpe, mediante el cual cerró el congreso e intervino el Poder Judicial. Debido a estas acciones, diversos políticos fueron perseguidos e impedidos de salir de sus domicilios.

A finales de mayo, Alan García ingresó a la residencia del embajador de Colombia en el Perú para pedir asilo político, el cual le fue concedido el día 1 de junio por el Gobierno del presidente César Gaviria.

El expresidente abandonó el Perú mediante un salvoconducto que le permitió abordar un jet de la Fuerza Aérea Colombiana que lo trasladó, junto al entonces diputado Jorge Del Castillo, con destino a Bogotá.

García llegó al aeropuerto militar de Catam y en declaraciones a la prensa prometió luchar contra la dictadura de Alberto Fujimori.

El régimen le abrió procesos por enriquecimiento ilícito y por diversas acusaciones de corrupción; tras ello se solicitó la extradición de García al gobierno colombiano, la cual fue denegada.

En 1994, la Comisión de Derechos Humanos de la Organización de Estados Americanos denunció al Gobierno de Fujimori por violación de los derechos a la libertad, a la seguridad y a la debida defensa de Alan García y le pidió al gobierno peruano dejar sin efecto los procesos iniciados.

En abril de 1995, el Congreso levantó la inmunidad parlamentaria a Alan García por las acusaciones de haber recibido sobornos por parte del consorcio italiano Tralima para la construcción del tren eléctrico de Lima.

De esta manera, la Sala Civil de la Corte Suprema de Justicia pidió nuevamente la extradición de García al Gobierno de Colombia,20​ la cual fue denegada debido a que García pasó a vivir en París.

Durante los años transcurridos entre 1993 y el 2001, Alan García no participó activamente en la política peruana, salvo en la publicación de algunas obras sobre la política de su primer gobierno y denunciando las violaciones a los derechos humanos cometidas por el gobierno del presidente Alberto Fujimori.

En contadas ocasiones, Alan García apareció en la televisión y radio peruanas desde Bogotá, Colombia.

En 2001, La Corte Suprema de Justicia de Perú declaró prescritos los delitos que se le imputaron al finalizar su primer mandato.21​ García no regresó al país hasta el año 2001, cuando ya habían prescrito los delitos relacionados a las denuncias de corrupción en su gobierno.

Elecciones generales de 2001

Plancha presidencial

Su plancha presidencial estuvo compuesta por el burgomaestre de Trujillo, José Murguía Zannier (Primera Vicepresidencia), y por el congresista aprista, Jorge Del Castillo Gálvez (Segunda Vicepresidencia).

Plancha Presidencial del APRA para las Elecciones Generales 2001

Candidatos

a la Presidencia            a la 1.ª Vicepresidencia  a la 2.ª Vicepresidencia

Alan García Pérez        José Murgia Zannier      Jorge Del Castillo Gálvez

Primera vuelta

García regresó al país el 27 de enero de 2001 y postuló nuevamente a la presidencia el mismo año, cuya elección se daría el 8 de abril.

Su candidatura fue muy controvertida por el mal gobierno que realizó (1985-1990), pese a todo logró su pase a la segunda vuelta con un gran apoyo popular principalmente de militantes y simpatizantes del Partido Aprista (concentrados en la costa norte peruana), desplazando a la candidata Lourdes Flores, favorita a pasar a la segunda vuelta junto con Alejandro Toledo.

Tal como indicaban las encuestadoras semanas antes de las elecciones, ningún candidato superó el 50 % más 1 voto requeridos, por lo que los dos participantes que obtuvieron mayor votación (Alejandro Toledo y Alan García), pasaron a una segunda vuelta, a darse el 3 de junio de 2001.

Resultados de la primera vuelta: (votos válidos)

Perú Posible: 3 871 167 (36,51%)

Partido Aprista Peruano: 2 732 857 (25,78%)

Unidad Nacional: 2 576 653 (24,30%)

Otros: 1 421 043 (13,41%)

Segunda vuelta

La segunda vuelta se inició con duros ataques entre uno y otro candidato, y con la propuesta del voto en blanco como crítica a los candidatos dirigida principalmente por Jaime Bayly y Álvaro Vargas Llosa; y culminó con el tan esperado debate presidencial dado el 19 de mayo de 2001, en el hotel Marriott de Lima.

Las encuestas mostraban una alta diferencia entre ambos candidatos, resultando favorito Alejandro Toledo Manrique gracias a su mayor popularidad y a su lucha democrática contra el régimen de Alberto Fujimori.

El día de las elecciones (3 de junio), en el tradicional “flash electoral” la diferencia entre ambos candidatos disminuyó notablemente, aunque de todos modos la victoria se la había asegurado Alejandro Toledo con más de 5 % de diferencia. Con estos resultados Alan García admitió su derrota y declaró un apoyo en la medida de lo posible al futuro presidente Alejandro Toledo.

Resultados de la segunda vuelta: (votos válidos)

Perú Posible: 5 548 209 (53,08%)

Partido Aprista Peruano: 4 904 813 (46,92%)

Actividades realizadas durante el gobierno de Toledo

Se dedicó a la docencia universitaria en la Universidad San Martín, donde era rector el Ing. Chang.

También participó, en su condición de líder del Partido Aprista en distintas actividades organizadas por grupos opositores al régimen constitucional, entre las que se encuentra el Paro Nacional organizado por la CGTP, llevado a cabo el 14 de julio de 2004, donde el líder aprista Alan García pateó por la espalda al ciudadano Jesús Lora porque le obstaculizaba el paso, el hecho fue registrado por la prensa y desató un escándalo político.

Por otro lado, buscó acercamientos políticos con distintas agrupaciones para conformar el denominado “Frente Social” con miras a las elecciones presidenciales del año 2006.

Elecciones generales de 2006

Artículo principal: Elecciones generales de Perú de 2006

Plancha presidencial

Su plancha presidencial está integrada por el Almirante (R) de la Marina de Guerra del Perú, Luis Giampietri Rojas (Primera Vicepresidencia), quien logró conseguir una curul por el Callao y la Ex-Teniente Alcaldesa de Arequipa, Lourdes Mendoza del Solar (Segunda Vicepresidencia) quien logró adjudicarse una curul por dicho departamento.

Plancha Presidencial del APRA para las Elecciones Generales 2006

Candidatos

A la Presidencia           A la 1.ª Vicepresidencia A la 2.ª Vicepresidencia

Alan García Pérez        Luis Giampietri Rojas    Lourdes Mendoza del Solar

Primera vuelta

A las 4:00 p.m. del domingo 9 de abril de 2006, cuando se dieron los tradicionales “flashes” electorales, se ubicó por encima de la candidata de Unidad Nacional, Lourdes Flores.

Sin embargo conforme pasaba el tiempo se indicó que Flores le sobrellevaba por escasas décimas; esto cambió en los sondeos mayores del 60% donde se apreció que él superó nuevamente a la candidata Flores, manteniendo una tendencia a aumentar la diferencia aunque fuera por décimas.

Luego, con los conteos de los votos del extranjero (que en su mayoría favorecieron a Lourdes Flores) tanto García como Humala redujeron ligeramente sus porcentajes, lo que llevó a un lento acercamiento de la candidata de Unidad Nacional, ubicándose cerca de 0,60 % por debajo de Alan García.

Ya pasando el 90 % de actas computadas, Alan García vuelve a alejarse de Lourdes Flores manteniendo esta importante diferencia que lo consolidó como el candidato que pasó con Ollanta Humala a la segunda vuelta.

El informe al 100% señaló que Ollanta Humala (UPP) obtuvo el 30,62 % de votos válidos, seguido por García (APRA) con 24,33 %.

En la tercera posición, ya descartada, se ubicó Lourdes Flores (UN) con 23,80 %. Por lo tanto la segunda vuelta se dio el 4 de junio de 2006 entre el candidato de UPP, Ollanta Humala, y el expresidente y candidato por el APRA, Alan García.

Resultados de la primera vuelta: (votos válidos)

Unión por el Perú: 3 757 735 (30,62%)

Partido Aprista Peruano: 2 984 881 (24,33%)

Unidad Nacional: 2 920 578 (23,8%)

Otros: (21,25%)

Segunda vuelta

Alan García se enfrentó con el candidato presidencial de UPP, Ollanta Humala en la segunda vuelta electoral, realizada el 4 de junio. Mientras Ollanta Humala empezó recorriendo la zona norte peruana (sólido bastión aprista), Alan García empezó dirigiéndose al sur, para tratar de obtener algunos votos de una región principalmente nacionalista.

Estas actividades se vieron opacadas por los constante intercambios de palabras entre el presidente venezolano Hugo Chávez y Alan García; donde García calificó a Chávez de “sinvergüenza” y éste le respondió calificándolo de “ladrón de cuatro esquinas”, debido a su gobierno pasado.

Poco después, Alejandro Toledo sorpresivamente violó las leyes electorales al dar un discurso en el que dio un apoyo explícito a Alan García, al decir que en las elecciones se estaba eligiendo “entre la democracia y el autoritarismo”, lo cual hizo que recibiese duras críticas.

Acuerdos entre los negociadores de los partidos que pasaron a la segunda vuelta, Jorge Del Castillo (APRA) y Carlos Torres Caro (UPP), dieron como resultado la programación del debate presidencial, que se desarrolló el domingo 21 de mayo, a las 8:00 p.m. entre los candidatos presidenciales de cada partidario: Alan García (APRA) y Ollanta Humala (UPP), siendo el lugar del debate: el Museo Nacional de Arqueología y Antropología, ubicado en Pueblo Libre, Lima, y el moderador el periodista Augusto Álvarez Rodrich.

El 4 de junio, los primeros resultados a boca de urna dieron como ganador a Alan García por un puntaje entre el 5 % y el 10 % sobre su contendor, el candidato de Unión por el Perú, Ollanta Humala.

Esta diferencia fue confirmada horas después al conocerse las encuestas por Conteo Rápido donde ya se aseguraba la victoria de Alan García.

Mientras Ollanta Humala prefería esperar aún los resultados oficiales del avance de la ONPE, Alan García se dirigiría a la Casa del Pueblo, donde realizaría un discurso y una celebración por el (ya entonces casi seguro) triunfo. Cerca de las 10 de la noche, la ONPE confirmó con sus resultados cerca del 80 % que Alan García había resultado vencedor en la contienda electoral.

Resultados de la segunda vuelta: (votos válidos)

Partido Aprista Peruano: 6 985 017 (52,625%)

Unión por el Perú: 6 270 080 (47,375%)

Presidencia de la República (2006-2011)

Artículo principal: Segundo Gobierno de Alan García Pérez

Luego de que la Oficina Nacional de Procesos Electorales confirmara al 100.00% de las actas escrutadas que Alan García era el nuevo presidente, el 21 de junio de 2006, el Jurado Nacional de Elecciones lo acreditó como Presidente Electo. Sucedió en el cargo a Alejandro Toledo, quien fuera su rival en el año 2001.

Anuncios

Durante el periodo de transición, García Pérez realizó numerosos anuncios que tomaría su futura administración. Entre los principales anuncios que realizó, destacan el de crear el Ministerio de Pesquería22​ y los futuros Ministerio de Cultura y Ministerio del Deporte.

También anunció que su Consejo de Ministros sería paritario, recibiendo elogios de Lourdes Flores, lideresa de la oposición, quien enfocó su campaña electoral en el tema de la igualdad de las mujeres.

García Pérez se reunió el 11 de julio con Lourdes Flores, 23​ presidenta del Partido Popular Cristiano y lideresa de Unidad Nacional.

La cita que se llevó a cabo en casa de Flores Nano, duró una hora y se trataron los temas de realidad del país. García Pérez descartó haberle ofrecido algún puesto ministerial, anuncio que fue confirmado por Flores Nano en el programa dominical “Pulso Nacional”.

Sin embargo, unas semanas después, aclaró que le había ofrecido la Presidencia del Consejo de Ministros y un co-gobierno.

El 20 de julio, anunció a dos integrantes de su primer gabinete: José Antonio García Belaúnde como ministro de Relaciones Exteriores y a Luis Carranza como ministro de Economía y Finanzas.

El nombramiento de García Belaúnde fue bien recibido por todos los sectores mientras que el Carranza solo fue recibido positivamente por el empresariado y por expertos en temas económicos.

La Confederación General de Trabajadores del Perú y los representantes de Unión por el Perú calificaron el nombramiento de Carranza como un continuismo del modelo neoliberal de Alejandro Toledo y Alberto Fujimori, y como un acercamiento a la derecha de Lourdes Flores, quien calificó el nombramiento de Carranza en el MEF como “extraordinario”.

Como parte de su vida privada, y después de la publicación de un artículo del periodista César Hildebrandt, el 23 de octubre confirmó tener un sexto hijo, fuera del matrimonio con Pilar Nores de García.

Federico Danton García Cheesman fue reconocido por el Presidente como su hijo, producto de una relación sentimental que mantuvo con Roxanne Elizabeth Cheesman Rajkovic cuando se encontraba separado de su esposa.

Inmediatamente, recibió algunos halagos de los parlamentarios por haber admitido públicamente a su hijo, pero otros como Lourdes Flores (lideresa de la oposición) o el congresista Daniel Abugattás, lo criticaron por ser “infiel” y a Pilar Nores de García por “aceptar cualquier agravio de su esposo”.

En octubre de 2007 anunció también la creación de la Oficina Nacional Anticorrupción y a Carolina Lizárraga como Jefa de dicho organismo.

El anuncio fue criticado por el Contralor de la República, la Fiscal de la Nación y el Presidente del Poder Judicial ya que podría darse una “duplicidad de funciones”.

Toma de mando

Para su transmisión de mando, el Ministerio del Interior dispuso que se desplegaran más de 11.000 policías. A la ceremonia asistieron nueve mandatarios y el entonces príncipe de Asturias, Felipe de Borbón.26​ Según informes periodísticos, su discurso presidencial duraría únicamente 30 minutos, pero duró 105. Contrasta con los 120 que uso en su primer discurso en 1985.

A la ceremonia, acudieron los siguientes presidentes: Néstor Kirchner de Argentina, Luiz Inácio Lula da Silva de Brasil, Evo Morales de Bolivia, Michelle Bachelet de Chile, Álvaro Uribe Vélez de Colombia, Alfredo Palacio González de Ecuador, Elías Antonio Saca de El Salvador, entre otros.

Representando a otros países, viajaron representantes de Argentina, Uruguay, Estados Unidos, Rusia, China, Luxemburgo, México, Argelia, Japón y demás delegaciones oficiales.

Alan García comenzó su periodo presidencial a las 11:41 a.m. (hora Perú), rompiendo el protocolo ya que Mercedes Cabanillas no le puso la banda presidencial, sino que lo hizo él mismo debido a su alta estatura, aunque algunos piensan que lo hizo más bien por su afán de protagonismo.

Sigue conociendo del expresidente Alan García en Wikipedia

You May Also Like